Etiquetas

, , , , , , , , , , , ,

Ernesto Aroche Aguilar

Fue en diciembre del año pasado cuando la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) comenzó a seguir los pasos de la familia Tiro Moranchel y sus negocios de inversión inmobiliaria, según se desprende de una solicitud de información a la que respondió la dependencia de marras.

La información proporcionada hace un par de días por la CNBV sostiene que la investigación se inició el 15 de diciembre pasado luego de que se detectó publicidad de Grupo Sitma en un medio de circulación nacional; aunque no fue hasta el 5 de junio cuando se ordenó a la empresa, que nació en Atlixco, que suspendiera la promoción de sus servicios y concluyera en un plazo de 60 días los contratos iniciados con sus clientes.

Esto a pesar de que las declaraciones del vocero del organismo, Carlos López Moctezuma sostuvieron, en una entrevista concedida al portal de noticias e-consulta (http://www.econsulta.com/index.php?option=com_content&task=view&id=29174&Itemid=181), que las investigaciones se iniciaron después de que algunos clientes de los Tiro Moranchel solicitaron información sobre el estatus y presentaron algunas quejas en contra de Grupo Sitma.

Además, algunas fuentes cercanas al caso afirman, sin mostrar prueba alguna, que la CNBV sabía desde hace cuatro años de las irregularidades en que operaba el grupo empresarial que hoy enfrenta al menos 5 mil acusaciones por fraude genérico ante la Procuraduría General de Justicia (PGJ) del estado.

Por su publicidad los conoceréis

De acuerdo con información oficial, fue el15 de diciembre del año pasado cuando comenzó la debacle de Leonardo Tiro Moranchel y su familia, quienes confiados en su crecimiento empresarial se lanzaron a conquistar el mercado nacional a través de Grupo Sitma, el primer eslabón de su cadena de marcas y razones sociales con las que operaban un esquema de presunta inversión inmobiliaria.

En documentos, en posesión de e-consulta, explican que fue en esa fecha cuando la CNBV detectó publicidad en las páginas de El Universal, impresa a todo color, en la que se describía y promovía las actividades de Sitma.

En la misma fecha llegó a manos del organismo gubernamental “un folleto publicitario relacionado con sus actividades, en el cual se promocionaba la inversión para multiplicar el patrimonio del público interesado; lo anterior, concatenadamente con la página de internet www.grupositma.com.mx, con fechas 16 de septiembre de 2008 y 24 de febrero de 2009, en donde se publicaba la invitación al público a invertir en dicha empresa“.

Aunque fue seis meses después que la CNBV ordenó suspender de “forma inmediata la promoción de captación de recursos de sus socios y/o del público en general, incluyendo la publicidad sobre esas operaciones que se difunden en Internet o cualquier otro medio a nombre de Grupo Sitma”.

Además se establecía un plazo de 60 días, contados a partir del día siguiente de la notificación, para dar por terminadas sus operaciones de inversión “que mantienen con sus clientes o inversionistas, “a través de los contratos de adhesión denominados promesa de compra-venta“. Ninguno de los dos ordenamientos fue acatado por la empresa ahora acusada de fraude.

Tres días después de haber notificado a Grupo Sitma, la CNBV emitió el boletín que hizo del conocimiento público las irregularidades en que operaba la empresa.

Cae también Invergroup

De poco le sirvió a Invergruop tener contratado al mediático analista económico de TV Azteca Erick Guerrero como imagen de promoción, una vez que el organismo gubernamental encargado de revisar el trabajo de las empresas financieras y de crédito le puso el ojo.

Aunque para eso hubo que esperar casi tres años, pues Grupo Inmobiliario Verhome SA de CV -razón social de Invergroup- fue registrado el 9 de mayo de 2006 en las oficinas de la Notaría Pública No. 5 a cargo de Amparo Montero Serrano y no fue hasta el 8 de abril de 2009 cuando la CNBV detectó la página web de la empresa dirigida por Edmundo Tiro Moranchel en sociedad con su hermana Iris y su padre Mauricio.

“Derivado del contenido de la página de internet se practicó una visita de investigación a dicha empresa el 17 de abril de 2009 y se comprobó la presunción de ciertas actividades de captación de recursos que estaban realizando sin autorización del estado“.

Cuatro meses después, el 11 de agosto –un mes menos de lo que tardó en el caso Sitma— la CNBV ordenó también detener de inmediato la promoción de sus actividades otorgando además un plazo de 60 días para dar por terminadas sus operaciones de inversión “que mantienen con sus clientes o inversionistas, a través de los contratos de adhesión denominados contrato de Depósito de garantía“. Ninguno de los dos ordenamientos fue acatado por Edmundo Tiro, pues hasta hace un par de semanas seguían operando y pidiendo a sus clientes no sacara su dinero de la empresa. (ver documento completo)

Y no fue hasta hace tres días cuando el director de Invergroup y socio fundador de Sitma fue detenido en Mérida. Leonardo Tiro Moranchel sigue prófugo de la justicia y aún no se tienen noticias sobre su paradero.

Anuncios