Etiquetas

, , , , , , , ,

Ernesto Aroche Aguilar

42 días duró al aire Radio Vida, estación de radio cristiana que ocupaba de manera ilegal el 107.1 FM, antes de que la Comisión Federal de Telecomunicaciones (Cofetel) apoyada por elementos de la Agencia Federal de Investigaciones (AFI) clausurara la radiodifusora y confiscara el transmisor y la antena de radio.

 Fue cerca del medio del lunes pasado cuando los agentes federales ingresaron al “aposento alto” ubicado en el tercer pido del inmueble con el número 1105 de la 49 poniente, desde donde los locutores de la estación lanzaban a las ondas hertzianas oraciones a favor de autoridades federales, estatales y municipales, música de todos los géneros patinada por mensajes cristianos e incluso proclamas y declaratorias, para cortar de tajo la señal amparados en una orden judicial otorgada por un juez federal.

 La incursión de los agentes de seguridad se realizó sin incidente alguno, según confirmaron fuentes policiales y el portal de noticias de corte cristiano Rhema; tampoco se reportaron personas detenidas.

 La ilegalidad en que operaba la estación de radio se conoció desde hace días cuando fue hecho público un informe de la Cofetel que contenía los listados de la “Infraestructura de estaciones de radio FM”, en donde no estaba incluida la filial de la estación radiofónica texana del mismo nombre entre las 23 estaciones autorizadas para operar en las dos modalidades que se reconocen: concesionarias —comerciales— y permisionarias —culturales y de servicio—.

 Un par de días después el director de la Unidad de Radio y Televisión del órgano desconcentrado de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), Francisco García Burgos confirmada la ilegalidad en que operaba Radio Vida y adelantaba que se preparaba ya el procedimiento para su clausura.

 Con el cierre de la estación los cristianos en Puebla no han perdido la señal pues Radio Vida mantiene sus transmisiones a través de su página de internet, donde diferentes locutores señalaron que el mensaje de la estación “regresará” a través de la palabra de Dios, y se indicó que si alguien se oponía a las actividades de la emisora se oponía a la voluntad del Creador.

 Parte de ese mensaje que fue recuperado por el portal e-Consulta:

 “Gracias por todos aquellos que están intercediendo a favor de Radio Vida, hay muchos medios de los cuales tú te vales para que esta señal siga adelante, mi Dios. Nosotros declaramos cielos abiertos, Señor, porque tu nombre está escrito en los cielos de esta ciudad, mi Dios. Y sabemos que ninguna arma forjada contra la Iglesia, contra aquellos que quieren llevar la palabra de Dios, va a prosperar, Señor. No se están metiendo con nosotros, sino contigo mismo, y sabemos que tu eres el poderoso guerrero de Israel”.

 El procedimiento de clausura se inició, de acuerdo con información del diario Milenio Puebla, “después de que la delegación en Puebla de la Cámara Nacional de la Industria de Radio y Televisión (CIRT) presentara una denuncia verbal ante su dirigencia nacional, que llevó el caso a la Cofetel”.

 “El radiodifusor poblano Patricio Zorilla Ibarra, vocal de la CIRT, la semana pasada confirmó a Milenio Puebla la presentación de la queja ante el gobierno federal, y externó el malestar que había privado entre sus pares por la aparición de la emisora, que hasta ayer decía transmitir desde “el aposento alto”, pero nunca indicaba sus siglas, potencia, ni dirección”.

Oran por el regreso

En tanto en el portal Rhema se lanzó la petición en voz del pastor José Salvador Moreno Rodríguez, ex enlace de la Alianza de Pastores de Puebla con el gobierno del estado y quien días antes y desde el mismo portal había pedido se hiciera público el permiso de operación para evitar suspicacias, de “orar para que se restituya la señal de Radio Vida.”

 “Esta es una oportunidad para poder conseguir de manera legal los permisos de la estación – explicó Salvador Moreno – y enfatizó que este es el momento de buscar lo que tanto tiempo se ha pedido a Dios como es una estación de radio”.

 “Convocamos a todos los cristianos a que en sus hogares, en sus iglesias, en sus centros de trabajo, en las paradas de autobús, en cualquier lugar donde se encuentren, eleven una oración para que se pueda restituir la señal de Radio Vida 107.1”.

Anuncios