Etiquetas

, , , , , , , , , , , , ,

Se montan sobre desarrollos inmobiliarios de otros

Se montan sobre desarrollos inmobiliarios de otros

Ernesto Aroche Aguilar | El Columnista

El cambio semántico ha sido su herramienta que Sitma ha utilizado para burlar a las autoridades financieras de este país, lo que le ha permitido mantenerse en el mercado como una empresa de inversión inmobiliaria.

Publicidad de hace algunos años que puede observarse lo mismo en el portal de video youtube que publicaciones impresas de circulación local, permite observar que hace tan sólo cuatro años Sitma todavía prometía las “más altas tasas de interés”, y como su oferta de plusvalía se duplicó al pasar de 14.4 que hace unos años ofertaba a 30.7 que ofrece en estos momentos.

Pero además, un recorrido por los presuntos desarrollos inmobiliarios en Atlixco, ciudad de origen de la empresa y su director corporativo, Leonardo Tiro Moranchel, permitió comprobar la tendencia revelada en días pasados de que Sitma acostumbra a “colgarse” de fraccionamientos ya existentes con la promesa de publicitarlos y contribuir a la venta de los inmuebles.

El desarrollo Vista Verde, ubicando en una de las orilla del municipio vecino, ofrece viviendas verticales de 111 metros cuadrados con un costo mínimo de 550  mil pesos, y aunque es publicitado por Sitma mediante anuncios que direccionan prácticamente desde la entrada a Atlixco, la verdad es que el trabajo de venta lo hace gente de la inmobiliaria Pisa, también de capital atlixcense.

Pero además, la construcción de las 30 casas que integra al fraccionamiento, insertado dentro de otro fraccionamiento, fue financiada por familiares de los dueños de Pisa. Incluso dentro de catalogo en línea de la desarrolladora atlixcense puede encontrársele enlistada como parte de sus desarrollos habitacionales.

Esta última empresa, propiedad de la arquitecta Alba María Rangel Martínez, creció al amparo del gobierno de Felipe Velázquez durante su paso como presidente municipal en aquella región, casualmente los dos personajes compartían algo más que los negocios, eran marido y mujer.

Lo que Sitma ya dejó de lado en su página web es las referencias a desarrollos inmobiliarios que presumía hasta antes de que se conociera el comunicado de la CNBV la compañía inmobiliaria promovía siete fraccionamientos en el estado: Ánimas y La Candelaria en Atlixco; Espigas I y II, en Izúcar de Matamoros, y los Alcatraces, en Cuatlancingo, todos en Puebla.

Hoy de esos ya sólo quedan dos, las Espigas y los Alcatraces, de su sitio electrónico desparecieron las referencias a los desarrollos de Atlixco y se integraron dos más: Loma Verde en San Martín Texmelucan y Trigal de Saiz, sin referencia alguna de su ubicación geográfica más allá de las fotos que muestran terrenos baldíos.

Sobra decir que toda referencia a las Torres N, publicitada por todos lados como uno de los proyectos más sólidos de Sitma, ya desapareció por completo del sitio web de “Servicios Inmobiliarios y Computación SA de CV –una de las razones sociales con que Sitma opera—.

La tasa más alta

En febrero de 2008 Sitma lanzaba una campaña basada en una oferta de altas tasas de rendimientos, que para entonces apenas rondaban el 14.4 por ciento, el comercial televisivo que apoyaba a esta campaña jugaba justo con la idea de mezclar los conceptos de las tazas y las tasas de interés.

“Hay quienes tienen tazas modernas, chiquitas, deformes, chistosas, pero solo nosotros tenemos tazas altas, tenemos las más altas tasas de interés, porque sabemos lo importante que es para ti ver crecer tu dinero. Grupo Sitma, donde tu patrimonio seguro crece”.

La idea no era nueva, Sitma manejó por varios años el mismo eslogan: las tasas más altas para hacer crecer el dinero, incluso incluían una flor que llevaba por hojas billetes de 500 y 200 pesos.

Para 2004 la oferta era mil 200 pesos por cada 40 mil invertidos, siempre sobre el mismo leit motif: “las tasas más altas”.

En ese mismo año Sitma crea Reside, Corporativo Inmobiliario, otra de las subsidiarias de Corporación Edans, el consorcio que integran todos los negocios de los hermanos Tiro Moranchel, en ese año Corporativo Edans era presidido por Leonardo, y Edmundo, quien a la postre fundaría InverGroup, otra empresa con el mismo esquema de trabajo de Sitma, fungía como director adjunto del corporativo.

Reside tuvo oficinas en San Martín, Atlixco, Acatlán y la capital del estado Izúcar Matamoros, aunque al final la marca desapareció, como ha pasado como divisiones de Sitma, Sitma Entertainment que ya no aparece en la página web de Sitma –consultada la tarde de ayer– a pesar de que hace tan sólo unos meses organizó una expo en el centro de convenciones.

Hoy la promesa de encontrar en Sitma las tasas más altas de interés del mercado ya despareció, la publicidad tuvo que ser modificada una vez que entendieron que esa situación podría acarrearles conflictos legales con los organismos reguladores del mercado financiero.

El cambio vino con la oferta de rendimiento por inversión inmobiliaria, lo que no evitó el señalamiento por parte de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) quien el pasado lunes diera a conocer un comunicando en donde se informa primero que Sitma no forma parte del sistema financiero mexicano, y por tanto carece de los permisos para recibir recursos y ofrecer rendimientos.

La respuesta de Sitma llegó 48 horas después cuando insistieron en una rueda de prensa que ellos no ofrecen, como se veía en su publicidad hasta antes de eso, rendimientos, que tan sólo pagan una “compensación” a sus “socios” por el dinero entregado a ellos para la compra de un bien inmueble, una situación que nada tiene que ver, como ya se señaló, con la publicidad y el esquema de trabajo de la compañía de marras.

EN SAN MARTÍN SITMA TIENE OTRO DESARROLLO FANTASMA (diario Cambio)

Anuncios