Etiquetas

, , , , , , ,

Tomado de Flickr

Tomado de Flickr

Ernesto Aroche Aguilar | El Columnista

Martes 28 de abril

A media mañana el hospital San Alejandro del IMSS es un hervidero de gente, todos o casi, llevan colgado al rostro ese pedacito de tela azul o blanca, sinónimo de fe ciega porque nadie tiene la certeza total de que contenga la infección de una epidemia que según las autoridades no ha tocado Puebla, a pesar de que desde muy temprano se hablaran de 36 casos en estudio.

En la puerta principal un policía ataja a la gente que busca atención médica con muy poca fortuna, unos se le cuelan por un lado, otros también, la mayoría de ellos lleva la misma idea en la cabeza, un virus mutado de cerdo a humano flota en el aire arrastrando a la muerte a más de 100 personas.

—Tenemos una sobredemanda como del 250 por ciento, fácil –asegura un médico que recibe pacientes en el área de urgencias mientras se fuma un cigarrillo en la zona de ambulancias

—¿Todos enfermos? –le pregunto abriendo los ojos y levantando la ceja alarmado.

—Claro que no —responde entre calada y calada— muchos llegan por un dolor de cabeza y creen que están infectados, hay mucha alarma, pero muy pocos casos reales.

—¿Cómo cuántos? –le cuestiono esperando una confidencia pues el hermetismo en los nosocomios es casi total, la orden expresa fue: sólo el secretario de Salud puede dar datos sobre el número de infectados, decesos y más.

Me mira de reojo y esboza una sonrisa: “¿reportero verdad?”, da la última calada a un cigarrillo y lo apaga sobre la barda que rodea la entrada a la zona de urgencias del hospital regional, luego se va sin responder la pregunta.

***

“Por el momento no hay cubrebocas”, “se nos acabaron joven”, “tal vez lleguen más tarde”. La frase se repite por todos lados, en las Farmacias del Ahorro y los Farmatodo incluso se colocan carteles para evitar la pregunta reiterada.

No hay tapabocas ni en las instalaciones del hospital regional del IMSS, “ni para nosotros, vaya”, reconoce uno de los empleados del hospital y después desaparece.

–El alcohol en gel y la vitamina C también ya se agotó, desde ayer y aún no nos han surtido, sólo tenemos alcohol liquido. Y dicen que los cubrebocas llegarán por la tarde –asegura el dependiente de la farmacia del ahorro que está sobre la 14 sur, a unas cuadras del hospital general del ISSSTE.

–¿Y en cuánto están los cubrebocas?

–No sé a qué precio llegarán

–¿Cuánto costaban antes de acabarse?

–1 peso.

Dos calles más adelante en una tienda de regalos el tapaboca se consigue a cinco pesos, 500 por ciento más, la dependienta del lugar lo extrae de una bolsa de Samborns y lo pone sobre la mano, ni idea de donde pudo sacar esta mujer el famoso rectángulo azul.

***

En una semana el tapaboca pasó de adminiculo de protección a elemento de la canasta básica, pero también se convirtió en objeto de culto y moda.

En las calles del centro los maniquís que muestran ropa juvenil tienen tapabocas industriales y mascaras antigás, la alerta se volvió chic y sirve para vender imagen, ¿pasada la contingencia veremos algún desfile de modas que use al adminiculo como tema central de promoción?.

***

“Si nos vemos mañana no habrá besitos”, le responde por teléfono un joven de no más de 20 años a su novia, amiga, pareja u lo que sea que es quien esté del otro lado del auricular.

El tipo va en un autobús lleno hasta el tope, cerca del 40 por ciento de los ocupantes también llevan un tapabocas azul, unos cuantos el blanco, solo una el verde color IMSS. Fuera del joven del teléfono muy pocos conversan.

***

Las teorías del caos y el complot: Es una estrategia del PAN para ganar votos; fue una cepa que se salió de control antes de tiempo a una empresa farmacéutica que pensaban dejarla fuera cuando se tuviera la vacuna; si no creas guerras crea enfermedades (la economía mundial debería ponerse en marcha); Ponte a pensar de que se está hablando a nivel internacional ahora ¿del virus o de la crisis financiera? Esto de antemano es un alivio  para el banco mundial y las bolsas del mundo.

Las cadenas de correos con explicaciones ilógicas llenan los buzones, lo que sobran ahora son explicaciones.

***

Las calles de la ciudad no lucen vacías, como se ve en las fotos de los periódicos nacionales que reportan el día a día de la capital de la república, pero si ha bajado el tránsito normal, todos los estudiantes están en sus casas, una buena parte de los trabajadores también.

En la BUAP se han rotado algunas guardias, y eso sólo de trabajadores administrativos, los académicos no regresarán hasta el 6 de mayo. Y lo mismo pasa con los trabajadores de la Secretaría de Educación Pública del estado, el titular de la dependencia aseguró ayer que se mantendrían solo con la mitad del personal para evitar las aglomeraciones.

Algunos de los trabajadores que si tuvieron que salir a las calles se preguntan donde dejar a sus hijos menores, las guarderías si dejaron de trabajar hasta el 6 de mayo.

***

Por lo pronto la ciudad se va a la cama con la noticia que los 36 casos que estaban en análisis por la mañana se han convertido en 36 casos negativos al virus C, el de la influenza porcina, lo que nadie ha explicado hasta el momento es porque se tienen 36 casos de influenza A y B a mediados de abril, ¿no le parece raro?.

***

Miercoles 29

Y la ciudad bajó la guardia, bastaron dos días de aparente sicosis para que el cubrebocas comenzara a aflojar.

Poca mella hizo en el poblano que la Organización Mundial de la Salud (OMS) elevara de cuatro a cinco el nivel de alerta por la propagación de virus mutado de humano a cerdo y otra vez a humano, pues su gobernador le aseguró en una matutina rueda de prensa televisada y radiada, a la que casi ningún reportero tuvo acceso, que Puebla era zona libre de influenza C, que ningún caso de los que se tenían en observación desde el pasado martes había dado positivo a la cepa H1N1.

Y con la reducción en la sicosis vino el repunte en la neurosis urbana, afortunadamente no a los niveles habituales pues los estudiantes siguen en sus casas.

***

Lo que hasta hace unos días parecía una historia de terror zombi se transformó en comedia de enredos entre el gobierno del estado y el Partido Acción Nacional, pues mientras los primero repartieron folletos y transmitieron espots de televisión con información sobre la influenza porcina con imágenes del gobernador del estado, los azules aprovecharon la coyuntura electoral para acusar a los marinistas de estar haciendo promoción personal con cargo al erario público.

La queja fue apoyada por el Consejo Local del IFE al señalar que la campaña emitida por el gobierno marinista para anunciar los posibles infectados del virus H1N1 y las medidas sanitarias aplicadas contraviene con el artículo 134 de la Constitución y se emitió un exhorto para cambiar la dinámica informativa.

***

Ya hay emoticón con cubreboca para estar a tono con lo que pasa en las calles. También hay “cumbia de la influenza” rolando por youtube.

***

Y del virus mutante pasamos al virus informático, hasta los buzones electrónicos llegó un correo remitido desde “Secretaria@salud.gob.mx” con una “Alerta ante los constantes brotes del virus de la fiebre porcina, tambien conocida como influenza, el Gobierno Federal a puesto en marcha nuevas medidas para abatirlo, ya que se a (sic) declarado como epidemia total”.

Con la siguiente liga: http://portal.salud.gob.mx/contenidos/noticias/influenza/alerta_influenza.html

“RESIDENCIA OFICIAL DE LOS PINOS, Tel. 5093 5300

Atención a la ciudadanía: 01 800 080 1127 (llamada sin costo)”

Sobra decir que la liga en realidad direcciona a otro espacio en donde aguarda un virus al inocente o desinformado destinatario.

***

Las “nuevas” teorías del caos: de la epidemia al bioterrorismo.

Un mail titulado “la mentira del año” corrió como reguero de pólvora entre los buzones electrónicos.

Según el autor, anónimo por supuesto, con “la influenza del puerco” se repite lo sucedido con la “gripe asiática”, se tiende una cortina de humo para minimizar en México, entre otras cosas, la aprobación de algunas leyes como la “legalización de las drogas” al permitir la portación de cierto gramaje para algunas de las sustancias prohibidas.

También la ley de la Policía federal –aprobada desde el pasado jueves 23–, que autoriza a los policías encubierto, la intervención de las llamadas telefónicas y el correo electrónico, entre otras cosas.

Aunque el punto álgido del correo es el siguiente: “Y la ultima razón para haber creado tal psicosis por una enfermedad curable es esta: El presidente Obama hizo una visita a México el 16 de abril, ¿de qué se hablo? Algunos dicen que de seguridad nacional, lo cierto es que Obama venía a cerrar un trato (El comando Norte) con el que se acepta que militares estadounidenses entren a México y poco a poco se apoderen del territorio, de los pozos petroleros y de las reservas de los mantos acuíferos. Carajo! ni el mismísimo Antonio López de Santa Anna”.

En horas, pasamos de la sicosis de salud a la sicosis de las teorías conspiratorias.

***

Del sexo protegido con condón pasamos al sexo con cubrebocas, un tipo en la radio cuenta que hizo el amor con su esposa no solo con protección de latex, agregó a la faena el pedacito de tela azul, una nueva parafilia se está generando

Alguien ya lo decía, podrán parar todo, la economía, el empleo, pero el sexo difícilmente podrá ser detenido.

Anuncios