Etiquetas

, , , , , , , , , , , ,

 

  • El estacionamiento de Finanzas obra se financió con dinero que llegó a Puebla de los excedentes Petrolero 

Ernesto Aroche Aguilar

El 9 de octubre de 2007 el gobernador del estado, Mario Marín Torres, acompañado por integrantes de la iniciativa privada y por funcionarios de gobierno, cortaba el listón inaugural del estacionamiento de la Secretaría de Finanzas y Administración (SFA).

El mandatario estatal aseguraba entonces que obras como las que desde ese día se ponía “a funcionar para beneficio de los poblanos”, sumada a la Célula y el rescate de al lago de Valsequillo, ubicarían a Puebla como un estado potencial de desarrollo.

 

15 meses después el estacionamiento de finanzas sigue sin abrirse al público, parte de sus 920 cajones son ocupados sólo por funcionarios de la SFA y los espacios comerciales que presuntamente se abrirían para albergar bancos, farmacias y  restaurantes, como adelantó en mayo de este año el secretario de Finanzas, Gerardo Pérez Salazar, aún no existen.

 

De la responsabilidad por el tema nadie parece hacerse responsable, ni Pérez Salazar, quien repetidamente ha acusado a la Secretaría de Desarrollo Urbano y Obras Públicas (Sduop) por largo retraso en la puesta en función del inmueble de 6 plantas; ni Javier García Ramírez, titular de la Sduop quien a su vez afirma que el inmueble ya se le entregó a Finanzas, y que existe un acta de entrega recepción.

 

En el mismo sentido respondieron las oficinas de prensa de las dependencias de marras al serles solicitada información para la realización de este reportaje, en Finanzas responsabilizaron a Obras Públicas, en Obras Públicas afirmaron que ellos ya habían entregado del inmueble, pero en ninguno de los dos casos fue posible conocer el acta de entrega-recepción.

 

A respuesta expresa sobre el retraso en la apertura del estacionamiento, realizada a través del Modulo de Acceso a la Información Pública del Estado de Puebla (Maipep), la SFA sólo respondió de parca manera que “se están realizando los trámites administrativos que en derecho corresponden para estar en posibilidades de que el inmueble funcione como estacionamiento”.

 

 

retomado del portal e-consulta

retomado del portal e-consulta

Cuestionado sobre el tema a finales de noviembre, Gerardo Pérez Salazar sólo atinó a decir que “ya estaba”. 

 

–Ya está, ya esta

 

–¿Ya está?, secretario porque tenemos meses con el edificio parado

 

–ya están en ese proceso, y yo creo que ya en estos días estaremos anunciando quien será el que va a manejar el estacionamiento

 

–Y esos días de cuanto estamos hablando, de un mes, 15 días, una semana

 

–No te sabría decir, algunos días…

 

Se triplica el tiempo

 

El 28 de agosto de 2006 Jorge Toledo Mosqueira, representante legal de la empresa constructora Unión Presforzadora SA de CV, y el titular de la Sduop, Javier García, firmaban un contrato para la “Construcción del estacionamiento de la Secretaría de Finanzas y Administración en la localidad de Puebla, municipio de Puebla”.

 

El contrato fue pactado bajo la modalidad de “precios unitarios y tiempo determinado” a realizarse del 29 de agosto —un día después de la firma del contrato— al 31 de diciembre —4 meses o 125 días— con un costo de 107 millones 78 mil 251 pesos, y se adjudicó a la empresa señalada luego de un proceso de licitación pública.

 

La  obra fue pagada con los excedentes petroleros que recibió el estado en ese año, pues se echo mano de los recursos del Fondo de Estabilización de los Ingresos de las Entidades Federativas (Feief), y quedó a cargo de Javier González Munive la supervisión de los trabajos por parte de la dependencia estatal.

 

Pero el tiempo de obra no se cumplió, pues la construcción se extendió a un año, concluyéndose oficialmente el 15 de agosto de 2007, triplicando así el tiempo de construcción original, según documentos de la Sduop que fueron entregados mediante una solicitud de acceso a la información pública, aunque la obra fue inaugurada por el gobernador dos meses después.

 

Los retrasos

 

El primer incumplimiento de contrato fue responsabilidad de la secretaría a cargo de la obra. Según el memorándum DIROP 2006/2322-Bis firmando por la directora de Obra Pública en la Sduop, Victoria Olivia Huerta Sánchez, el inicio de la construcción del estacionamiento tuvo que ser retrasado poco menos un mes, al pasarse del 29 de agosto al 21 de septiembre.

 

El motivo, “atraso en la entrega del anticipo” respectivo. La dependencia estaba obligada, de acuerdo con el contrato inicial, a entregar a la empresa constructora, un anticipo del 30 por ciento “a contra entrega de estimaciones”, pero no lo hizo en timepo y forma.

 

A cambio Unión Presforzadora debía entregar dos pólizas de fianzas, una por 10.7 millones de pesos, y la otra por 32.1 millones, para garantizar la inversión.

 

De acuerdo con el “diferimiento en el plazo” la constructora estaba obligada a entregar la obra terminada el 23 de enero de 2007, situación que sobre decir no se cumplió.

 

Un día antes de cumplir con el segundo plazo pactado, el 22 de enero de 2007, se firmó un segundo “convenio adicional en plazo”, extendiendo el periodo de construcción hasta el 15 de mayo, es decir, otorgando 112 días naturales más a los 125 iníciales.

 

Fue nuevamente a petición de la Victoria Olivia Huerta Sánchez, a través del memo DIROP-2006/200-BIS, en donde se argumentaba que la modificación en el plazo era “procedente”, pues cuestiones técnicas producto de “ejecución de trabajos extraordinarios, adicionales y cuestiones climatológicas (lluvias)” provocaron un desfase en el programa de la obra.

 

En las clausulas del convenio se reconocía que la modificación de los tiempos implicaba ya una variación del 89 por ciento al lapso pactado inicialmente.

 

El 14 de mayo, nuevamente un día antes de que se venciera el plazo convenido, la Sduop volvió a avalar un retraso más al firmar ahora un contrato de “transacción”, con el objeto de “evitar una controversia futura estableciendo las condiciones bajo las cuales “el contratista” deberá terminar y finiquitar la obra pública” pactada.

 

Con la firma de ese documento se le otorgó también un plazo extra de 92 días naturales para concluir la obra, establecido como fecha final el 15 de agosto de 2007, un año después de la fecha inicial del primer contrato.

 

Para ese momento se tenía un avance financiero del 64 por ciento y el 71 por ciento de la obra concluida, por lo que el dictamen técnico de la dependencia señalaba que rescindir el contrato a Unión Presforzadora detendría “la continuidad de la obra”, además implicaría volver a lanzar una licitación y esperar el resultado antes de poder continuar con los trabajos.

 

Pero además se señalaba que en el reglamento de la propia Ley de Obra Pública y Servicios Relacionados del estado –artículo 114— se establece que la rescisión de contrato debe ser la última medida a utilizar “respecto de un incumplimiento de contrato”.

 

Con esos argumentos, se volvió a extender el plazo de construcción hasta agosto, eso sí, sin aumentar el costo de la misma.

 

De lo que la Sduop ya no informó es por qué si la obra se concluyó a mediados de agosto fue hasta la segunda semana de octubre que el gobernador cortó el listón inaugural. Los documentos que fueron entregados no documentaron esos dos meses intermedios.

 

¿Jajomar?

 

En agosto pasado, un año después de que se inaugurara el inmueble, El Sol de Puebla, publicaba una entrevista con Gerardo Pérez Salazar, en aquella ocasión el funcionario que hoy aspira a ocupar una curul en San Lázaro, aseguraba que en 15 días más el estacionamiento estaría en funciones.Sobra decir que el plazo no se cumplió.

También adelantaba que se concesionaría el manejo de ese espacio –construido como ya explicó con recursos de los excedentes petroleros– a una empresa especializada en el tema, y se habló de cuatro compañías interesadas sin adelantar los nombres, aunque circulan versiones de que la polémica Jajomar, compañía que intentó poner parquímetros en las calles de Puebla y que administra la plaza comercial Paseo de San Francisco y su respectivo estacionamiento, podría estar dentro del grupo de las interesadas. 

 

Semanas después, el subsecretario de Egresos, David Villa Issa, responsabilizaba de los retrasos en la apertura del inmueble a la Sduop y adelantaba que sería en enero cuando el estacionamiento estaría ya en funciones, aumentando a seis el número de empresas autorizadas en participar, esto a través de declaraciones a otro periódico local.

 

Al cierre de la edición el edificio seguía igual que el día en que fue inaugurado, sin adelanto alguno, y la zona con una fuerte congestión vial, a pesar de los 13 estacionamientos privados que ofrecen sus espacios por no menos de 10 pesos la hora y los cerca de 15 franeleros que se han instalado en las calles aledañas.

 

Zona de oficinas

 

En unas cuantas cuadras están ubicadas las siguientes oficinas públicas:

Secretaría de Finanzas

El Registro Civil

La delegación del IMSS

El Instituto Nacional de Migración

La delegación de la Secretaría de Relaciones Exteriores

El Hospital Betania

La Oficina del Catastro

 Publicado en la revista VOR
Anuncios